Historia

 El Padre Federico Grote:  Su  fundador

El Padre Grote, fundador de los Círculos de Obreros, nació el 16 de julio de 1853 en Munster de Wesfalia (Alemania). Fue ordenado sacerdote el 8 de junio de 1878. Al año siguiente se trasladó como misionero a América. Permaneció cinco años en Ecuador, y llegó a Buenos Aires en 1884.
Sin duda fue el elegido de la providencia para dar forma en tierra argentina al pensamiento luminoso de S. S. León XIII, autor de la  Encíclica Rerum Novarum.
Precisamente sobre este monumental documento dijo el Padre Grote: "...En ella escuché la voz de Dios y ya nada fue capaz de detenerme..." Nacen así los Círculos de Obreros, el 2 de febrero de 1892.

 

El P. Grote fue un precursor. Antes que nadie previó el planteamiento de una cuestión obrera argentina. La obra de los Círculos de armonización de clases y mejoramiento de la vida de los trabajadores y sus familias, concretó en nuestra patria la más valiosa y fecunda acción social católica. Fue el primero en nuestro país que pensó y actuó por el hombre y joven del trabajo. Gracias a su acción precursora llegó a todos los rincones la voz orientadora de la Iglesia en materia social, en especial, a la gente más humilde de los campos y ciudades. Tras la figura de Grote se fueron agolpando los obreros y laicos comprometidos. Sus voces llegaron hasta los poderes públicos, que ante la claridad de las mismas, debieron escuchar.
Sobre los Círculos de Obreros, a quien no puso el nombre de católico para que sea una institución de puertas ampliamente abiertas y entraran por ella muchedumbre de obreros a ganar para Cristo, diría el Padre Grote "...la acción social a favor de los obreros, es decir, los esfuerzos para promover con toda clase de medios lícitos el bienestar temporal y moral de los trabajadores no era, pues, en mi intención el fin último que me proponía, sino más bien un medio para alejar a los obreros de los antros de perdición y ponerlos bajo el influjo saludable de la Iglesia...".

En cada uno de los Círculos se encendió la llama de redención del trabajador y su familia, de la humanización del capital, de la igualdad espiritual y del amor cristiano. Fue Grote un luchador incansable, alma y nervio de los Círculos, su prédica no fue en vano. Fueron gracias a su lucha y entrega muchas de las conquistas que hoy ostentan los trabajadores. Su palabra era difundida a través de medios radiales y escritos, destacándose en la creación de diversas revistas de difusión a través de los Círculos de Obreros y sobresaliendo, sin duda, la fundación del diario "El Pueblo" el 1° de Abril de 1900.

Grote tenía dos grandes amores: la Iglesia y los obreros. Su apego a Dios  permitió que en su primera peregrinación al Santuario de la Virgen de Luján, en septiembre de 1893,  lo acompañaran más de 400 personas.
Falleció el 30 de abril de 1940, vísperas del día del trabajo. Sus restos descansan en el Panteón Social de la Federación, ubicado en el Cementerio de Chacarita, Capital Federal.

Hoy a más de cien años de su creación, los Círculos a través de sus más de cuarenta filiales continúan su obra por el bienestar de los trabajadores y sus familias.

Acerca de todo esto el padre Grote decía: "...la obra no podía ser más sencilla. Simplemente por el momento, Círculo de Obreros. Amplitud absoluta en la admisión de socios, puertas ampliamente abiertas, para que entraran por ellas multitudes a quienes pudiera ganar para CRISTO. Por esto no debía apellidarse ´Católico´. El catolicismo ya lo iríamos creando y apuntalando con la ayuda de DIOS y el cultivo espiritual de las almas..."

 

En esta sección incluimos trabajos realizados por distintos historiadores sobre nuestra institución.

 

*Título de la ponencia: Los Círculos Católicos de Obreros, un actor soslayado en la historia de la sindicalización argentina.

*Autora: Jessica Estela Blanco

*Breve CV: profesora, licenciada y Doctora en Historia (Universidad Nacional de Córdoba). Becaria posdoctoral de CONICET e investigadora en el Centro de Investigaciones de la Facultad de Filosofía y Humanidades (CIFFyH) de la UNC. Ha escrito libros y numerosos artículos en revistas nacionales y extranjeras sobre la influencia del asociacionismo católico argentino de mediados del siglo XX en la conformación de valores y en la definición de identidades y prácticas sociales y políticas.

Ver documento completo