Círculo Católico de Obreros de Sagrado Corazón

Fecha de fundación: 17 de mayo de 1914.
Dirección: Av. Velez Sárfield 1351, C.P. 1285, Buenos Aires.

 

Conocer la sede del círculo del Sagrado Corazón, ubicada en la parroquia que lleva ese mismo nombre, en el barrio de Barracas y a aquellos que lo integran y que trabajan día a día para llevarlo adelante, ha constituido para quienes realizamos esta nota una experiencia inolvidable. Basta entrar para percibir la armonía que reina en este lugar; basta cruzar unas palabras con sus integrantes para darse cuenta del amor que sienten por "su Círculo" y por la institución a la que han dado su tiempo, empeño y trabajo, muchos de ellos, desde hace ya más de 50 años; basta conocerlos un poco más para apreciar la dedicación con que se han brindado para plasmar en la realidad las enseñanzas de la Iglesia en general y del P. Grote en particular. Gracias a ellos, a su esfuerzo cotidiano, a su presencia y a su apostolado concreto, es hoy posible que las actividades del Círculo continúen con la misma eficacia con la que lo hicieron en los primeros tiempos.
En este maravilloso ambiente y con una cálida sonrisa (además de una abundante merienda) nos recibieron Coca, Iris, Cristina, Esther, Norma, Marta, Olga, Perla, Magdalena, Alba, Josefina, Dora, Rosita, Susana y Norma, quienes a lo largo de la entrevista nos hicieron sentir como en casa, respondiendo con entusiasmo nuestras preguntas y recordando viejas épocas y anécdotas de su vida en la institución.
El círculo fue fundado el 14 de mayo de 1914, hace nada menos que 98 años, en respuesta al pedido del Vicario parroquial, Reverendo Padre Don Juan B. Hontaa. Como ya se mencionó, comenzó a funcionar en la Basílica del Sagrado Corazón, Av. Vélez Sarsfield 1351, Barracas, Capital Federal. Esta situación, la de no contar con sede propia, tal como señaló Cristina, secretaria de la comisión, fue quizás la que los ayudó a lograr esta permanencia en el tiempo. No obstante, el círculo se hizo cargo de sus propios gastos disponiendo, a su vez, de las inversiones necesarias para el desarrollo de sus actividades, sorteando tiempos que fueron muy difíciles en materia económica; como ellas afirman "todo ha sido conseguido con esfuerzo".
Como un homenaje a la primera comisión directiva mencionamos a sus integrantes: Presidente: Francisco Bozzolini; Vice: José Volontieri; Secretario: Ernesto Rainolter; Pro-secretario: Bernardo Hopital; Tesorero: Ricardo Chiappa; Pro-tesorero: Enrique Sadino; Vocales: José Colombo, Modesto Riestra, Julio Meda, Augusto Dos Santos, Benigno Fernández; Asesor espiritual: R. P Juan B. Hontaa.
Ya desde el comienzo la dirección del Círculo tuvo clara su tarea al constituirse como parte integrante de la Federación, al colocar como prioridad la formación espiritual y laboral de los obreros, así como también la promoción de su evangelización y la capacitación a través de cursos, con el fin de mejorar su situación económica y social. De hecho, este Círculo se destaca por la actividad formativa que ha ofrecido ininterrumpidamente desde su origen hasta la actualidad.
En la larga lista de aquellos que presidieron las comisiones que rigieron la institución sobresale el Sr. José Méndez (ver recuadro). En 1949 con el impulso de la Sra. Adelina Montana de Méndez, esposa de Don José, se fundó el Círculo Católico Femenino, siendo ella su presidente hasta el día de su fallecimiento, el 27 de septiembre de 1993. Junto a ellas, formaron numerosas generaciones de amas de casa, modistas, reposteras, artesanas, etc. que hoy recuerdan con amor y emoción su paso por allí. Al fallecimiento de Adelina, sus sucesoras continuaron la obra con el mismo entusiasmo. La presidencia quedó a cargo entonces de Olga Perata; fue un período muy rico en actividades pastorales y sociales. Se realizaron, entre otros, el Primer Taller de Pastoral Social que alcanzó un gran éxito por sus contenidos y por la participación, reuniones del Círculo abiertas a la comunidad (haciendo en estos encuentros especial hincapié en el acompañamiento a los desocupados), misas por la bendición del trabajo, la primera feria de microemprendedores, una conferencia sobre la actitud de los católicos ante las elecciones, cursos de liquidación de sueldos y jornales, encuentros con Círculos Católicos de Obreros de diversas localidades, celebraciones especiales con reuniones abiertas en parques y plazas.
En 2004 se unificaron las ramas femenina y masculina. El Padre Paco, a cargo de la parroquia, junto a los dirigentes de ese momento, Sra. Olga Perata y Sr. Marcelo Torok, facilitó que la Junta de Gobierno de la Federación, por medio del Sr. Daniel del Cerro, su secretario, realizara esa fusión. La Federación demostró un verdadero compromiso con este hecho dándole especial acompañamiento.

Como decíamos antes, 98 años de vida ha cumplido en el 2011 esta institución que hoy agrupa a dirigentes y también a sus respectivas familias, en la conducción de la misma.
Fiel a su trayectoria, continúa sus actividades con el dinamismo de siempre, dictando sus cursos, origen de diversos microemprendimientos, y con la alegría y la satisfacción de acompañar el centenario de la querida Basílica del Sagrado Corazón, su sede, y cuyo lema al cumplir ese aniversario fue "Cien años de amor, mil gracias Señor".

 


Comisión Directiva y colaboradores

 

Extracto de la nota publicada en la Revista Lábaro Nr. 503 - Julio de 2011